El legado de Mario Alberto Kempes en el Valencia C.F



Corría el verano de 1976 cuando Mario Alberto kempes aterrizó en la capital del Turia. Su llegada cambió la historia del club valenciano, que marcaría una época y un porrón de goles vitales para la entidad. Los primeros temores para que se tumbara su fichaje surgieron en el trayecto entre Madrid y Barcelona, en el cual comió con el presidente, entonces Ramos Costa. Mano a mano comieron unos perdigones y el médico le detectó unos puntitos negros en las placas que se realizó. Por fortuna no fueron nada y no frenaron la llegada del matador al Valencia C.F.
Sus inicios en el club no fueron sencillos, pero a los pocos días de empezar el campeonato liguero zanjó todo debate que había en el entorno sobre su fichaje. Fueron grandes tardes las que el ariete argentino les brindó a la hinchada valencianista. Tanto fue así que en sus dos primeras campañas se proclama pichichi, la primera con 24 tantos y la segunda con 28 goles. Unos registros que hacía tiempo que nadie los alcanzaba en el Valencia CF. Fue héroe de la Copa del Rey (1979) que gana el Valencia C.F contra el Real Madrid  en el Bernabéu. Sus dos goles le permitieron al conjunto Che ganar un título y superar una sequía de ocho años.
De la mano del Valencia vino su convocatoria de la selección albiceleste para una gran cita. Mario Alberto kempes gana el primer mundial para argentina en 1978, siendo uno de las grandes estrellas que disputan el torneo y marcando dos goles en la final. Fue coronado como una de las estrellas de aquel mundial. Tras acabar la cita con su selección volvió con el Valencia C.F de gira, representaba el estandarte del equipo valenciano.
La huella que dejó kempes en España coincidió con la muerte de franco en 1974, que cerró cuarenta años de dictadura militar. Di Stéfano llegó al Valencia, dos grandes en el Valencia hicieron saltar las alarmas, pese a ello, sus grandes actuaciones continuaron en la entidad Che, marcó 22 goles, máximo goleador. Contra el Nantes, Barcelona y el Rangers tuvo apariciones estelares que quedarán en la retina, consiguiendo también uno de los títulos europeos más importantes contra el Arsenal en Europa (Supercopa de Europa)
Una tarde en Jena (ciudad de la antigua república democrática de Alemania) de octubre en el año 1980 marcó por completo la carrera del ariete argentino. Una lesión en su hombro le provocó unas molestias que le persiguieron durante un tiempo. Kempes en su ultimo año con el conjunto ché no fue el mejor, su despedida en Mestalla contra el Athletic de Bilbao fue un tanto amarga. Fue traspasado al River Plate donde volvió a brillar, pero el equipo argentino no pudo pagar su pase y le toco volver a la capital del Turia. Inicio espectacular del jugador argentino con el equipo valenciano, pero una lesión propiciaría su adiós definitivo del Valencia C.F. A sus 29 años y sin ofertas, de manera sorprendente fichó por un equipo de fútbol sala. Al poco tiempo recibe una propuesta de un equipo alicantino como el Hércules que luchaba por mantener la categoría en primera. Se apuntaba a la hazaña del Bernabeu para salvar al equipo en la última jornada, su gol salvó  al equipo.

Comentarios